10 julio 2018

Conoce el proyecto Zárate

El cuidado y protección de las niñas, niños y adolescentes, es una prioridad mundial, y las normas de Cuidado Alternativo de las Naciones Unidas, recomienda a los Estados adoptar las medidas necesarias para asegurar dicha protección, así como el ejercicio pleno de sus derechos, mientras se encuentre en situación de desprotección de sus familias.
 
Como parte del proceso de re innovación, la organización continúa realizando acciones de mejora a favor de la niñez; es por ello, que en el programa Zárate, se está implementado un nuevo modelo de cuidado alternativo, que pretende atender a más de 60 niñas, niños y adolescentes.

 Y es así que, a partir de los resultados de un estudio de factibilidad y  de impacto (“tras la huellas”), la opinión de los jóvenes (taller de coalición 2030), las normas de Cuidado Alternativo de la ONU, la Legislación Nacional vigente y de los lineamientos organizacionales, se coordinó con las entidades competentes para que las niñas, niños y adolescentes que participan en el servicio de Acogimiento Familiar de la Aldeas Infantiles SOS Zárate  se incorporen en  un nuevo modelo; nuevas viviendas insertas en la comunidad, con puerta a la calle, construidas con las condiciones necesarias para su protección, que les permita mayor interacción con su entorno, promoviendo siempre que sea posible el reintegro a su familia de origen.
 

Estas familias SOS ya se encuentran ubicadas e insertas en la comunidad con fácil acceso a servicios de salud, educación, protección, transporte público y espacios de recreación. Este tipo de infraestructuras permitirá que los niños y niñas hagan uso de los servicios de la comunidad y contribuirá a su integración social y comunitaria, siempre bajo el cuidado y supervisión de las Cuidadoras SOS y del equipo multidisciplinario.

 

Beneficios

  1. El fortalecimiento de las habilidades interpersonales de los niños y niñas participantes de las Aldeas Infantiles SOS, las cuales facilitan su integración con otras niñas, niños, adolescentes y vecinos de la zona.
  2. Al vivir en un entorno natural, los ayuda a desarrollar su empatía y los prepara para el pronto reintegro con su familia de origen, o hasta que logren su autosuficiencia.
  3. Se fortalece las capacidades y habilidades para la vida independiente.
  4. Promueve el ejercicio de derechos y responsabilidades con su entorno y comunidad.
  5. Se estimula las practicas desinstitucionalizantes y se reduce la estigmatización.

De esta manera, Aldeas Infantiles SOS Perú, reafirma su compromiso de trabajo a favor de la niñez, con estrategias que responden a las necesidades y potencialidades de cada niña y niño.

Todas nuestras  acciones van de la mano con los lineamientos internacionales y nacionales, especialmente para la protección de las Niñas, Niños y Adolescentes sin cuidado parental o en riesgo de perderlos (Decreto legislativo N° 1297).