mayo 9 2020

Historia de una madre luchadora: Fanny

“Mi nombre es Fanny, soy de Cajamarca y tengo tres hijos Carlos (22), Luis (20) y Kiara (8). Tuve mi primer hijo a los 17 años, los mayores ya están grandes y son independientes. Yo me dedico a mi casa, lavo ropa, pero ahora también vendo mis propios tejidos.

Conocí a Aldeas Infantiles SOS Perú gracias a una vecina. Un día en una reunión del vaso de leche conocimos a un facilitador de la organización, ahí él nos contó que tenían un plan de trabajo para nosotras. Las vecinas aceptamos el reto, nos juntamos y organizamos a ocho madres para que también asistan a las capacitaciones. Los talleres consistían en tejido, manualidades y charlas sobre crianza. Ahora vendo mis tejidos en ferias y también afuera de mi casa a mis vecinos y amigas.

Los talleres productivos nos han ayudado a tener un trabajo, pero también nos han enseñado a ser más responsables, además me han enseñado a hablar. Antes tenía miedo de hablar en público, era bien tímida, pensaba que se iban a burlar. Ahora ya estoy más suelta y quiero dirigir hasta en la escuela. Siento que ahora puedo más, me siento una líder con mis vecinas.

También he aprendido sobre crianza, antes a nosotros nos criaban diferente. Ahora sé que a los niños no les debemos gritar ni pegar, como lo hicieron antes con nosotros. Yo con mis primeros hijos cometí el error de castigarlos, pero ahora con los talleres he aprendido que estaba equivocada. A los niños no debemos maltratarlos, debemos estar pendientes, escucharlos, decirles siempre que los amamos y corregirlos con cariño y comprensión.

Mi vida no ha sido fácil, a veces sentía sola porque pensaba que nadie me escuchaba ni me tomaba en cuenta. Ahora sé que siempre es bueno escuchar a alguien que tiene problemas.

Los talleres nos han ayudado mucho porque nos han enseñado también cuáles son nuestros derechos, me siento más empoderada. Sentirme bien conmigo misma me permite estar bien con toda mi familia. Ahora soy diferente que con mis hijos mayores, les digo que los tiempos de antes se han terminado. Ahora soy otra".

Fanny y su familia reciben apoyo a través de nuestro servicio de Fortalecimiento Familiar en Cajamarca, Perú.